Seleccionar página

Un proceso de oxigenación natural generado por la caída de agua que tiene el río Cali a la altura del puente Ortiz, fue la causa de la generación de la espuma que originó una alerta por parte de la Personería de Santiago de Cali.

Tras una evaluación a fondo, se evidenció que dentro del perímetro urbano de Cali no existen descargas de aguas residuales domésticas de ningún tipo al río Cali. Dichas descargas provienen de los asentamientos humanos de desarrollo incompleto ubicados en la zona rural y de la zona de Montebello y sus alrededores, el cual vierte las aguas sin tratar al río aguacatal y la quebrada El Chocho, que desembocan al río Cali.

Gracias a la alerta del ente de control, personal de los Grupos de Recurso Hídrico y la subdirección de Calidad Ambiental del Dagma en conjunto con personal de alcantarillado de Emcali, iniciaron la inspección, vigilancia y control, para la identificación de una posible fuente de descarga aguas residuales a la altura del puente Ortiz.

Mauricio Rodríguez, coordinador del grupo Gestión de Recurso Hídrico del Dagma, informó que en las visitas realizadas en compañía del subgerente de alcantarillado de Emcali, pudieron evidenciar que la presencia de espumas en el río es producto de la aireación que tiene éste en la caída del cauce a la altura del puente, que es de aproximadamente 1.5 metros de altura.

“Debido a la caída del agua a esta altura, se genera un proceso de oxigenación en donde los detergentes provenientes de aguas residuales domésticas vertidas río arriba, al producir una turbulencia, generan la espuma que motivó la alerta por parte de la Personería” puntualizó.

 

Te puede interesar:

 

https://www.cali.gov.co/dagma/publicaciones/161814/autoridad-ambiental-analiza-recurso-hidrico-de-la-ciudad/

Comentarios Facebook