Seleccionar página

Ante el gran respiro que tiene Cali dos años después del inicio de la pandemia del covid-19, con apenas 13 personas en UCI a causa del virus (1,6% del total) y una semana sin más de dos muertes reportadas a diario (el 10 de marzo no hubo fallecidos), es momento para atender con más ahínco otras necesidades, tal y como lo indicó la secretaria de Salud Pública Distrital, Miyerlandi Torres Agredo.

“Tenemos tres grandes retos. El primero es ponernos al día con los indicadores de salud pública. Volver a reactivar todo lo que tenemos que atender alrededor de las enfermedades, tanto infecciosas como crónicas no transmisibles. Tenemos un atraso en estos indicadores de más o menos 8 o 9 años”, aseguró la funcionaria.

Las cifras de 2021 muestran que en identificación de enfermedades como cáncer se aumentó el diagnóstico de casos complicados y en estados avanzados. “Igual nos ha sucedido con enfermedades infecciosas como VIH y tuberculosis. Así que uno de nuestros grandes retos es recuperar la oportunidad del diagnóstico y dar tratamiento oportuno”, señaló.

El segundo objetivo es resolver las temáticas relacionadas con la salud virtual. Según la Secretaria, la intención es fortalecer y desarrollar los protocolos de atención por tele-asistencia y tele-medicina. “¿Qué atenciones se pueden dar a través de la tecnología? ¿Cómo podemos protocolizar esto y cuáles no deben ser atendidas de manera virtual? Son preguntas claves”, comentó Torres Agredo, explicando, por ejemplo, que la población gestante es una que “sí o sí” necesita atención presencial.

(Lea también: La mujer y su papel en las dinámicas asociadas al consumo de SPA)

También reconoció que una de las enseñanzas de la pandemia es la necesidad de tener medios de comunicación efectivos con la comunidad, por lo que será otro de los puntos de enfoque.

El tercer y último gran reto es la salud mental. “El año pasado aumentó la cantidad de personas afectadas por trastornos como depresión y ansiedad, de acuerdo con los indicadores internacionales, en más del 30%. Además, en Cali vivimos durante 2021 el estallido social, que nos demostró que tenemos que estar atentos a lo que sucede con salud mental en materia de trastornos y violencia”, expuso la doctora Miyerlandi.

En este tema, resaltó la importancia de atender el consumo problemático de sustancias psicoactivas. “Tenemos un modelo que se llama ‘Tejiendo Sueños’, que ha sido socializado con la Secretaría y el Ministerio de Salud y vamos a hacer el lanzamiento el próximo 17 de marzo. La idea es contar con un modelo de atención que, desde el sector salud, active unas redes que den una respuesta a esas madres con niños, hermanas, esposas, esposos, padres de familia o adultos, que quieren buscar una ayuda y que no pasan de tener un servicio de urgencias. Queremos un abordaje integral”, concluyó la Secretaria de Salud Pública de Cali.

Comentarios Facebook