Seleccionar página

Los afectados por la temporada de lluvias en el territorio no están solos. Bajo la directriz del alcalde Jorge Iván Ospina Gómez, el jueves (10.03.2022) se avanzó con la atención integral de los habitantes de Playa Renaciente, Brisas del Cauca, Puerto Nuevo, Jarillón de Floralia y el corregimiento de Navarro.

En dichos sectores, las secretarías de Gestión del Riesgo de Emergencias y Desastres y Bienestar Social, además del Plan Jarillón de Cali y la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres, realizaron la entrega de al menos 400 ayudas humanitarias.

“Junto a diferentes organismos distritales adelantamos la distribución de kits de alimentos y de cocina, para atender todas las zonas que, dado el alto nivel del río Cauca, han tenido afectaciones”, explicó Mónica Jiménez Valencia, subsecretaría para el Manejo de Desastres.

Agregó que dichas afectaciones se han registrado en la zona húmeda del jarillón. “Hasta allá llegamos desde el primer día de la emergencia con nuestro equipo y la Secretaría de Salud, para distribuir estas ayudas que hacen parte de la atención de necesidades básicas de las primeras horas posteriores a la emergencia”, señaló.

La funcionaria recordó que se configuró una alerta naranja, ya que el río Cauca superó los 10 metros de altura, lo que causó inundaciones sobre estos sectores.

(Lea también: Alcaldía atiende afectados por alto nivel de caudal del río Cauca)

“Nosotros mantenemos un monitoreo permanente las 24 horas; nuestro equipo técnico está monitoreando los niveles de nuestros ríos y sus cauces. Esto nos permite tomar decisiones de manera temprana y coordinar con diferentes comités comunitarios de gestión del riesgo, de prevención y con nuestro sistema de alarmas que están instaladas en el territorio”, detalló la subsecretaria Jiménez.

Durante los días de la emergencia, la Alcaldía de Cali ha venido haciendo un acompañamiento permanente a estas comunidades, a través de brigadas médicas de atención primaria.

María Fernanda Penilla Quintero, secretaria de Bienestar Social, afirmó que estas ayudas alivian la situación difícil que viven todas las personas en el sector. “Hemos traído los kits alimenticios, que pueden durar más o menos una semana, y kits de cocina. Creo que es una combinación perfecta para la gente, que está muy contenta, muy agradecida. Y vamos a seguir ayudando más a la población afectada”, aseguró.

Los mercados entregados incluyen aceite, atún, pastas, azúcar, sal, gelatina, salchichas y chocolate, entre otros alimentos no perecederos.

Comentarios Facebook