Seleccionar página

De las nueve modalidades de hurto que impactan a la ciudadanía en Cali, siete muestran una reducción significativa en lo corrido de 2022. Así lo revelan las cifras entregadas por la Policía Nacional en un informe con corte al 26 de febrero.

Los hurtos en el sector comercial presentan las mejores cifras: pasaron de 527 casos en el mismo periodo de 2021 a 225 este año, es decir, una reducción de 302 incidentes equivalente al 57%. También se redujeron los hurtos a residencias (-55%), celulares (-20%), vehículos (-12%), motocicletas (-6%) y los de usuarios del sector bancario (-3%).

Solo incrementó el robo a personas en un 9%, con 219 reportes más que el año pasado; y a entidades bancarias, que pasó de 2 a 3 casos.

El secretario de Seguridad y Justicia Distrital, Carlos Soler Parra, celebró este avance y reconoció que se da gracias a la articulación entre autoridades de Cali, la fuerza pública y los organismos de inteligencia e investigación.

(Lea también: Seguridad multidimensional, eje articulador en Plan de Gobernabilidad de 2022)

“La Alcaldía, a través de este despacho, hizo grandes esfuerzos y continuó mejorando el parque automotor de la Policía en los últimos tres meses. Hemos logrado que su tiempo de reacción bajara de ocho minutos a cuatro, aproximadamente”, detalló el funcionario.

Aseguró que el sistema de video vigilancia fue recuperado en un 95% y operan también drones, junto con el ‘Halcón’ de la Policía, para un monitoreo en tiempo real.

Lo anterior posibilita una reacción inmediata al evento, así como recaudo de material probatorio, encaminado a dar celeridad a las judicializaciones, gracias a las cuales han sido desarticuladas bandas dedicadas al hurto.

“¿Cuál es nuestra meta? Incrementar la presencia institucional en toda el área metropolitana y nuestros corregimientos. En donde no podamos tener un policía, allí llegaremos con tecnología para garantizarle seguridad a toda la ciudadanía”, puntualizó Soler Parra.

Según el Secretario y con el apoyo de los frentes de seguridad ciudadanos, en los próximos 45 días se llevarán a cabo renovaciones y mantenimiento de alarmas comunitarias y botones de pánico, dispositivos cuya operatividad facilita acciones para dar respuesta diferencial en cada comuna.

“Hacemos ajustes diarios porque en cada sector el delito impacta de una forma particular. Tenemos varios planes de acción en los que trabajamos, de manera conjunta, con despachos como la Secretaría de Paz y Cultura Ciudadana. Hay procesos, momentos, en los que no corresponde aplicar la fuerza y allí llegamos a disuadir el delito implementando programas de prevención o pedagogía”, indicó.

Por último, destacó la labor adelantada por el Ministerio de Justicia y el del Interior, en cooperación con la Alcaldía y el INPEC, para la construcción de un nuevo centro penitenciario en Cali, con el que se reducirá el hacinamiento. Además, se posibilitarán traslados de cabecillas de bandas criminales a penitenciarías de máxima seguridad. “Impactando esta problemática que afecta nuestros centros penitenciarios, aislando definitivamente a esos personajes, también tendremos más seguridad en las calles”, puntualizó el secretario Carlos Soler Parra.
Le puede interesar…
– Plan de Seguridad y Gobernabilidad para Cali reforzará el trabajo en el territorio

Comentarios Facebook