Seleccionar página

Ante la decisión de la Corte Constitucional de no implementar en la legislación colombiana la cadena perpetua a los violadores de niñas, niños y adolescentes, el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina expresó el anhelo de ver la justicia operante y en defensa de los menores de edad. Sin embargo, afirmó respetar  la sentencia que determinó por seis votos impedir la cadena perpetua en Colombia.

“El problema no es ni siquiera de la cadena perpetua, el problema es que no exista impunidad y que se pueda proceder en aspectos oportunos con relación al maltrato y al daño que hay contra las niñas y niños”, manifestó el alcalde, tras evidenciar en muchos casos que la solución debe ser más estructural, sobre los procesos de justicia y operación adecuada de la ley que la decisión de encerrar a alguien en un centro penitenciario que ni siquiera brinda garantías de reformación.

Para el mandatario de los caleños hay que trabajar más en prevención, “no creo que el tema tenga que ver con altas condenas sino con la operatividad, aun con las condenas que hoy existen, pero ser oportunos y diligentes en la investigación”.

Para el médico Ospina es muy doloroso enfrentar una sociedad que es capaz de lastimar a los infantes, pero la solución no está en tiempo de la condena sino en la falta de garantías que ofrece la justicia.

“Yo comparto la decisión de la Corte porque creo que nos está diciendo: No se trata de la algarabía, se trata de proceder con lo que hay, pero de forma responsable», concluyó.

Comentarios Facebook