Seleccionar página

Tras el consejo de seguridad presidido por el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, se lograron acordar diferentes estrategias para hacerle frente a los ataques sistemáticos registrados en las últimas semanas a la flota de vehículos del Sistema Integrado de Transporte Masivo, MIO. Asimismo, se discutió el plan de choque para evitar la ocupación ilegal del Jarillón del río Cauca.

“Nosotros no podemos permitir que no sigan vandalizando buses, son muchas las afectaciones, entre ellas, el daño de los parabrisas, ventanas, retrovisores y puertas de accesos. Todo esto genera que el bus salga de circulación y que durante 3 o 4 días no pueda prestar el servicio y sobre todo el costo del arreglo de los daños. Nos parece que esta circunstancia premeditada y sistematizada está de la mano de la criminalidad y por eso este consejo de seguridad ha girado en las denuncias a la Fiscalía General de la Nación y en la idea de constituir en un bloque de trabajo altamente especializado para evitar que esto siga sucediendo”, expresó el mandatario de los caleños.

Agregando  a lo anterior, Ospina reiteró la recompensa de $500 millones para quienes entreguen información que permitan dar con el paradero de las personas que están detrás de esta actividad criminal, que tiene como objetivo deteriorar el Sistema de Transporte Masivo.

“Haremos un acompañamiento con las autoridades para evitar el vandalismo, por lo que se dispondrán de unidades móviles del ESMAD y policía militar en los diferentes corredores de la ciudad. También tendremos la ayuda de herramientas tecnológicas como los drones sobre el transporte masivo, esto permitirá la identificación facial de las personas que atenten contra el transporte público”, dijo Carlos Soler, secretario de Seguridad y Justicia.

En lo que va corrido del mes de agosto han sido vandalizados 42 vehículos del MIO, en su mayoría han sido los padrones los más afectados. De acuerdo con la información entregada por la administración Distrital, las comunas 13, 14, 16 y 21 son en donde se presentan con mayor frecuencia estos ataques.

“El alcalde ha sido muy claro en el acompañamiento que hará la Policía y el Ejercito, estamos trabajando de forma articulada para brindar soluciones en materia de movilidad. También se contempla la integración de los modos de transporte puesto que lo que requiere la ciudad es una reorganización del sistema de transporte”, añadió el Oscar Ortiz, presidente de Metrocali.

Finalmente, el Alcalde de Cali expresó su preocupación por la invasión del Jarillón del río Cauca. “Durante seis años hemos venido adelantando el reforzamiento del Jarillón y hoy nuevamente quieren ocuparlo de forma ilegal. Debo de decir que no vamos a permitir esto, es una irresponsabilidad y no saben el peligro que representa para la comunidad”, concluyó el mandatario local.

Comentarios Facebook