Seleccionar página

La Secretaría de Bienestar Social Distrital, a través de la Subsecretaría de Poblaciones y Etnias, acompañó al Consejo Comunitario Playa Renaciente, ubicado en el corregimiento de Navarro, en la tradicional balsada y rogativas a la Virgen de la Asunción.

Cada 15 de agosto se lleva a cabo esta fiesta religiosa, que hace parte de las tradiciones y costumbres de las comunidades negras, afrocolombianas, raizales y palenqueras y que en la capital vallecaucana continúa siendo un legado ancestral.

Niños, niñas, adolescentes, jóvenes, mujeres y personas mayores participaron activamente de esta celebración, que días atrás incluyó la novena, espacio en el que cada noche una casa era seleccionada para hacer las rogativas, acompañadas de arrullos y alabaos a la Virgen hasta finalizar en la madrugada del 15 de agosto con la alborada, procesión y misa, para, finalmente, dar paso al recorrido por un tramo del río Cauca encabezado por la Virgen de la Asunción.

“A través del programa ‘CaliAfro’ hemos estado haciendo acompañamiento a los consejos comunitarios, colonias y organizaciones de base, en el fortalecimiento de sus usos y costumbres y apoyando en la conservación de sus tradiciones. Buscamos que Cali sea una ciudad pluriétnica e incluyente en el tema cultural. Estas celebraciones reafirman nuestro compromiso por seguir impulsando este tipo de iniciativas en un trabajo articulado”, aseguró Mauricio Rivas Nieto, subsecretario de Poblaciones y Etnias.

La balsada es un espacio que congrega a los habitantes de estos territorios albergados por comunidades negras, afrocolombianas, raizales y palenqueras, para reafirmar su fe y continuar unidos en la defensa de su patrimonio cultural.

Comentarios Facebook