Seleccionar página

Siete personas que habrían estado involucradas en los hechos de vandalización, hurto y ataque armado contra la estación de Policía La Sultana, el pasado 4 de mayo y en el marco de la jornada nacional de protestas, fueron capturados por la Policía Metropolitana de Cali en la comuna 20, en un trabajo conjunto con Fiscalía y la Administración Distrital.

Estas personas, que en su mayoría registran procesos judiciales por hurto, son señaladas de perpetrar acciones vandálicas contra las mencionadas instalaciones policiales, hurtar elementos logísticos y de intendencia, así como de permitir la fuga de 38 personas privadas de la libertad.

“Es un golpe contundente que se da a esta banda ‘La Sultana’, que pertenecía a la primera línea de los hechos presentados durante los ataques sistemáticos que sufrió la ciudad en el sector de Siloé y El Lido. Tenemos grabaciones que hacen parte del acervo probatorio que maneja la Fiscalía y estas personas pudieron ser identificadas. La misma ciudadanía nos ayudó a identificar a varios de estos individuos y se dio un golpe contundente a quienes afectaron con hechos delictivos la protesta social del 28 de abril”, aseguró el general Juan Carlos León, comandante de la Policía Metropolitana de Cali.

En estos ataques sistemáticos y premeditados varios uniformados resultaron lesionados por artefactos incendiarios, objetos contundentes, impactos de arma traumática o, como el caso del intendente José Rodríguez, quien sufrió la pérdida del globo ocular por un impacto de arma de fuego.

El secretario de Seguridad y Justicia Distrital, Carlos Javier Soler Parra, reiteró el respaldo a las manifestaciones pacíficas y fue enfático al manifestar que quienes cometan actos de vandalismo serán judicializados por terrorismo.

Asimismo, dijo que el tema de las recompensas es muy importante. “Es la manera de colaboración armónica entre Fiscalía, el Cuerpo Técnico de Investigaciones y Policía Nacional, con sus componentes de inteligencia y judicialización, en un trabajo ante un fiscal, que valora esto y lo lleva donde un juez como materia probatoria con unas órdenes de captura”, indicó Soler Parra.

Los implicados serán dejados a disposición de la Fiscalía 30 especializada y la 29 de Infancia y Adolescencia, para que sea definida su situación judicial por los delitos de terrorismo agravado, fuga de presos, hurto agravado y calificado y, en el caso de los adultos, también por uso de menores para la comisión de delitos.

Comentarios Facebook